Comparte este artículo:

El brezel es uno de los snacks más populares en Alemania, este bocadillo es originario del estado de Baviera, Alemania. El brezel se distingue por su forma de lazo o moño y por su tamaño que suele ser un poco más grande que un pan normal. Los brezels los puedes encontrar en puestos callejeros en las ciudades Alemanas, especialmente del sur; en cafeterías y claro también los puedes preparar tu mismo, es por ello que en este artículo te compartimos una receta muy práctica y rápida para hacerlos en casa.

El brezel alemán no debe ser confundido con el pretzel americano, ya que este último suele ser más duro, pequeño y tiene una textura más parecida a una galleta, mientras que el bretzel es un pan salado con corteza dura pero un interior suave. Los brezels no siempre están cubiertos de sal, aunque estos son los originales, también es posible ponerles otros ingredientes como almendras o nueces.

El origen del Brezel está relacionado con las fiestas celtas que se celebraban al inicio de la primavera donde el brezel simbolizaba los cuernos del signo zodiacal Aries, sin embargo, en la tradición católica del sur de Alemania, este snack se denominaba “palmbrezel” se usaban para adornar las palmas que se llevaban a bendecir a la iglesia el Domingo de Ramos.

Hacer brezel desde casa es relativamente sencillo, ya que se utilizan pocos ingredientes, entre los cuales se encuentran la harina de trigo, la levadura y el bicarbonato de sodio. El secreto para hacer un brezel con una corteza dorada y dura es precisamente el bicarbonato, que permite esta textura.

A continuación te dejamos la recta para hacer brezel:

Receta

Ingredientes

  • 500 g harina
  • 16 g de levadura seca
  • 225 ml de agua caliente (casi hirviendo)
  • 1 cucharadita de sal
  • 60 g bicarbonato de sodio
  • 1 litro de agua
  • 1 huevo
  • Sal kosher

Preparación

  1. Precalienta el horno a 200ºC.
  2. Mezcla la harina, la levadura, el agua caliente y la sal.
  3. Coloca la mezcla en un bol grande, tápala con un paño húmedo y deja crecer la masa durante dos horas.
  4. Enharina ligeramente una superficie, amasa brevemente y déjala reposar 10 minutos tapada con un trapo.
  5. Divide la masa en diversos trozos y haz una bola con cada uno de ellos.
  6. Enrolla la masa con las manos y empieza a estirarla con un movimiento de amasado hasta que se convierta en un rollo de unos 50 centímetros de largo. Al soltarlo se encogerá, por lo que puedes dejarlo reposar mientras repites el proceso con los otros y luego volver a estirarlo.
  7. Pon el rollo en forma de “U” y pasa uno de los laterales por encima del otro. Vuelve a pasar el mismo lateral por encima del otro. Ahora coge las dos puntas y llévalas al lado opuesto del brezel, a su base.
  8. Repite el proceso con todos los brezels, ponlos en una bandeja, cúbrela con plástico de comida y ponla en la nevera un mínimo de 2 horas.
  9. Mezcla el agua y el bicarbonato en un bol. Con la ayuda de unas pinzas, sumerge los pretzels uno a uno 30 segundos por una cara y 30 segundos más por la otra cara. Sácalos cuidadosamente y ponlos a secar.
  10. Una vez hecho esto, colócalos sobre una bandeja con papel de hornear, píntalos con huevo batido y espolvoréalos con la sal kosher.

El brezel es uno de los platillos típicos y más conocidos de Alemania, comúnmente es un snack que se puede comer a cualquier hora del día o también puede acompañar a otro platillo como las salchichas o también a una bebida como la cerveza. Los brezels se pueden distinguir a simple vista gracias a su peculiar forma y tamaño, por lo que si no conoces la versión alemana de este pan, no te será difícil ubicarlo.

El brezel es un pan que no puede faltar en las fiestas alemanas ni en las ferias y eventos tradicionales del país, por ejemplo el Oktoberfest , donde podrás verlos en casi todos los puestos donde vendan dulces y snacks.

Existen dos tipos de brezel, el que es tipo galleta y que es más común en Estados Unidos, y los que son tipo pan o bollo, originarios de Alemania. Es posible que en México conozcamos mejor el primer tipo debido a la cercanía con Estados Unidos, sin embargo, te invitamos a conocer este delicioso pan que ahora podrás hacer desde casa gracias a esta receta.

No te olvides de dejarnos tus comentarios y si quieres seguir recibiendo recetas alemanas, puedes registrarte en nuestro newsletter y seguirnos en redes sociales.

 

Otros artículos que te pueden interesar:

Bratwurst

Zwiebelkuchen 

Berliner

Comparte este artículo: